Skip to content

Ataduras que incapacitan

ataduras baja autoestima

Sin ser conscientes nos autoimponemos limitaciones, ataduras que nos incapacitan. Habitualmente el miedo es responsable, el temor a cometer un error o no obtener un resultado satisfactorio. El motivo que se esconde detrás de este comportamiento limitante se encuentra en el aprendizaje, durante la juventud, de pautas adquiridas.

Romper las cadenas autoimpuestas

La independencia psicológica es una actitud que nos permite disfrutar tanto en compañía de los demás, como también estando solos. Los que la alcanzan y logran deshacerse de ataduras incapacitantes son personas que gestionan su vida, sin necesitar continuamente a los demás, pero también saben pedir ayuda cuando lo necesitan y disfrutan de la compañía de los otros.

El elefante encadenado. Un cuento de Jorge Bucay

Sin ser conscientes nuestro miedo no nos permite ver más allá de nuestras auto impuestas limitaciones.

Libre de dependencias

Quienes saben disfrutar de su independencia alejan la enfermedad mental y también se liberan de la dependencia que nos vuelve vulnerables y sin capacidad crítica, en las relaciones con los demás. Luchar contra el estado mental de falta de confianza es parte de un proceso natural que todos deberíamos buscar, para alejar la enfermedad mental.

Exceso de inseguridad y baja autoestima

La dependencia excesiva se puede dar en las relaciones entre padres e hijos, según qué tipo de educación les damos a nuestros hijos, o cómo son las relaciones de la pareja. Si pretendemos que los niños, en un futuro adultos, ganen confianza en sí mismos, y que se sientan felices, tendremos que ser nosotros mismos, como padres, quienes debemos tomar esa misma actitud. La mejor manera de enseñar es con el ejemplo, los niños harán lo que vean, así, que hay que actuar con coherencia. Si conseguimos transmitir seguridad, si ven que nos tratamos con respeto, ellos también harán lo mismo con ellos mismos. Si por el contrario, ven que estamos llenos de miedo y con una baja autoestima, ellos también imitarán nuestras actitudes y asimilarán lo mismo.

No a la sumisión de pareja

En cuanto a las relaciones de pareja se deben evitar actitudes sumisas y absolutamente dependientes, en todos los sentidos, tanto económica, sentimental o socialmente. Las actitudes de control o dominio, de uno de los miembros de la pareja, sobre el otro, lleva a este tipo de relaciones de dependencia, que no son nada beneficiosas para la salud mental, de ninguna de las partes.

Apreciar la soledad un rasgo de madurez mental

Es bien conocido y estudiado lo importante que es, para la salud mental de las personas, sentirnos bien solos. Solo así, podemos disfrutar de la compañía de los demás. Lo contrario sería falta de confianza y utilizar a los demás, aprovechándonos de su compañía como una adicción.

Difundir el amor, compartir el articulo

Articulos relacionados

Comentarios

No hay comentarios en esta entrada.

Enlaces relacionados

No hay enlaces relacionados en esta entrada.