Skip to content

Dieta Mediterránea antidepresiva

La dieta mediterránea favorece la salud mental

Es habitual escucharlo en las noticias, por lo que todos somos conscientes de las ventajas para la salud que supone una dieta mediterránea. Lo curioso es que estudios recientes sobre la alimentación han señalado que aquellos individuos que siguen una dieta de este tipo podrían llegar a tener menos del 50 por ciento de posibilidades de sufrir depresión y ansiedad que aquellos que no lo hacen.

Causas principales de los trastornos alimentarios

Precisamente el abandono de la dieta mediterránea en los países donde tradicionalmente era habitual es la principal causa de trastornos alimenticios de todo tipo, como la obesidad, o aquellos relacionados con la delgadez extrema como la bulimia y la anorexia. La introducción de los restaurantes de comida rápida y su rápida multiplicación ha hecho que la obesidad se haya disparado de forma alarmante en los países mediterráneos.

La obsesión por la delgadez extrema

Igualmente la obsesión por cuidarse ha hecho que cada vez más personas están obsesionadas con su imagen, lo cual ha provocado un aumento en el número de afectados por bulimia y anorexia que buscan una delgadez extrema. Todos estos trastornos alimenticios acaban repercutiendo de forma negativa en la salud mental de todos aquellos que lo padecen, provocando depresiones y ansiedad.

La dieta mediterránea favorece la salud mental

La dieta mediterránea destaca por ser variada y sana, con productos naturales de la tierra como verduras, legumbres, frutas, cereales o frutos secos. Estos alimentos defienden al organismo frente a la depresión, ya que aportan gran cantidad de vitamina B, flavonoides y ácido fólico. El pescado es igualmente fundamental ya que las grasas de omega 3 ayudan al correcto funcionamiento de las células nerviosas.

El aceite de oliva antioxidante de la depresión

Otras de las ventajas de esta dieta es que los lácteos enteros y la carne son menos habituales, además de una baja ingesta de alcohol, como es el típico vaso de vino en las comidas. Es también notable el uso del aceite de oliva, que funciona como antioxidante y afecta a las células nerviosas, haciendo que neurotransmisores como la serotonina, relacionados con la depresión, funcionen mejor.

Prevenir trastornos alimenticios

Es una dieta equilibrada que, frente a las excesivas grasas saturadas de otras dietas que pueden llevar a la obesidad, aporta altos niveles de grasas insaturadas que son fácilmente procesadas por el organismo. Se suele decir que somos lo que comemos, motivo por el que se puede concluir que seguir una dieta equilibrada como la mediterránea es un gran método para prevenir trastornos alimenticios como la anorexia y la bulimia y problemas mentales como depresiones y ansiedad.

Difundir el amor, compartir el articulo

Articulos relacionados

Comentarios

No hay comentarios en esta entrada.

Enlaces relacionados

No hay enlaces relacionados en esta entrada.