Skip to content

El síndrome del cadáver caminante

Síndrome de Cotard o delirio de negación

 

El síndrome del cadáver caminante es un raro desorden mental hecho público en 1880 por el neurólogo francés Jules Cotard, motivo por el que en su honor también se denomina Síndrome de Cotard o delirio de negación, que fue como el propio Cotard denominó a este mal, tras tratar a una paciente que creía carecer de varios órganos vitales y estar condenada a una especie de muerte en vida.

Aún vivo esta convencido de su muerte

El síndrome, aun teniendo múltiples manifestaciones posibles, consiste en que el afectado está plenamente convencido de su muerte y hallarse en proceso de descomposición cadavérica. Así, en casos graves puede llegar a tener alucinaciones visuales y olfativas que le hacen sentir olor a carne podrida o gusanos recorriendo su cuerpo. También puede darse que el paciente crea que solo uno o varios de sus órganos estén muertos o incluso que no existan en absoluto. Se han descrito casos de pacientes que, por ejemplo tras un intento de suicidio por electrocución en la bañera, crean que su cerebro está muerto y por tanto que sería inútil cualquier tratamiento, o pacientes afectados por la psicosis ilusoria de que sus órganos digestivos se encuentran en putrefacción y de la boca al ano sus cuerpos solo acumulan heces, por lo que se resisten a ingerir cualquier tipo de alimento o bebida. No son raros los intentos de automutilación o suicidio entre enfermos de este delirio.

Causas del Síndrome de Cotard

Este mal suele estar relacionado con casos graves de hipocondría y depresión que llevan al afectado a la disociación completa con la realidad, convirtiendo el mundo exterior en algo extraño al paciente. También puede deberse a otras enfermedades mentales severas como la esquizofrenia, demencias o psicosis por causas postraumáticas o tóxicas.
En algunos casos se ha asociado esta enfermedad a deficiencias en la amígdala u otras regiones cerebrales e incluso como efecto secundario de algún medicamento como el valaciclovir.

Tratamiento ante la muerte imaginaria

El tratamiento y curación de los afectados por este extraño desorden mental no es fácil y lo habitual es llevar a cabo un tratamiento farmacológico basado en antidepresivos o antipsicóticos como la olanzapina, combinado con psicoterapia e incluso, en algunos países, con la terapia electroconvulsiva.

Difundir el amor, compartir el articulo

Articulos relacionados

Comentarios

No hay comentarios en esta entrada.

Enlaces relacionados

  1. Un desorden mental extraño “Síndrome de Cotard o delirio de negación” | Prisma.org

Añadir comentario

Obligatorio

Obligatorio

Opcional