Skip to content

Locuras de AMOR

Locuras de amor el día de San Valentín

¡Qué juego tan entretenido al que nos impulsa el Día de San Valentín! Cada año la mayoría de los enamorados se zambullen de lleno en él intentando sacar el mayor jugo a sus sesos y así conseguir sorprender a la pareja de la forma más inesperada. He aquí donde aparecen algunas de las llamadas “LOCURAS DE AMOR”, impulsos de arrebatos llevados en ocasiones a extremos que pueden llegar a rozar un propio atentado hacia nuestra persona.

La historia del “loco amor”

Las locuras de amor no son nuevas, ya por allá en 1355 Pedro I de Portugal se enamoró de una joven, Inés. Al ser un amor extra matrimonial, Alfonso, padre de Pedro, ordenó asesinar a la chica, ante lo que Pedro entró en guerra con su propio progenitor y coronó a Inés como reina a pesar de yacer fallecida, ¡locura en toda regla!. Y así multitud de personas que han sorprendido a los que amaban con historias descabelladas como romper la relación con su mecenas, caso de Walter Raleigh; escribir cartas diarias durante años, como hizo el escritor estadounidense Mark Twain a Livy, que necesitó dos años para que esta le diera el “sí quiero”; la abdicación al trono de Eduardo VIII de Inglaterra; construir una escalera con las manos, proeza realizada por el chino Lui Goujiang; o profanar una tumba, escalofriante caso del médico Carl von Cosel que se enamoró de una de sus pacientes y robó el cuerpo para vivir durante años con la momificación de este.

Trastornos mentales por “amor”

Estas muestras extremas de cariño en algunos casos pueden esconder trastornos de la personalidad que a simple vista se nos escapan. Personas obsesivo-compulsivas, o simplemente individuos que no son capaces de seguir sin la dependencia hacia otro sujeto.

Medias y enteras naranjas

Caemos en el falso concepto de la media naranja, esperando que otra persona cargue con nuestros problemas o responsabilidades, ya lo dijo John Lennon “Nos hicieron creer que cada uno de nosotros es la mitad de una naranja, y que la vida sólo tiene sentido cuando encontramos la otra mitad. No nos contaron que ya nacemos enteros, que nadie en nuestra vida merece cargar en las espaldas la responsabilidad de completar lo que nos falta”. Seamos felices con nosotros mismos y conseguiremos ser felices con las personas a las que amamos, mostremos nuestro amor cada día sin llegar a la obsesión enferma por ese ser, no pensar que la necesitamos, ser capaces de poder vivir sin otro individuo pero con la certeza de que no queremos vivir sin él. Ser feliz sin ti, pero contigo…

Difundir el amor, compartir el articulo

Articulos relacionados

Comentarios

No hay comentarios en esta entrada.

Enlaces relacionados

  1. Las locuras que se pueden hacer por AMOR | Prisma.org

Añadir comentario

Obligatorio

Obligatorio

Opcional